Lecturas de vacaciones (sobre software libre)

Seba Bortnik —  26 diciembre 2007 — 6 comentarios

Otra de las cosas que hacía tiempo tenía para leer y pude concretar en mis mini-vacaciones es el libro “Free as in Freedom” (“Libre como en libertad”), escrito por Sam Williams que trata la vida de Richard Stallman, el fundador del movimiento del software libre.

El libro obviamente fue escrito en Inglés y puede verse una versión on-line del mismo. La comunidad colibrí, ha traducido gran parte del libro al español y puede verse la versión on-line en español desde su sitio web. Solo pueden verse las versiones en html ya que la descarga está dañada. Es por ello que puse el pdf en un disco virtual para que puedan descargarlo e imprimirlo como hice yo (lo habia impreso y anillado en Agosto y recién ahorita lo pude comenzar a leer).

Personalmente, me encanta el software libre. Considero importantísimo sus bases éticas, morales y/o filosóficas. Usar software libre solo porque su rendimiento es mejor que windows creo que es perderse un pedazo de la historia. Digamos que esa es la gran diferencia (a rasgos muy generales) entre software libre y open source, terminos que usualmente se usan indistintamente pero que corresponden a dos partes diferentes de una misma cosa.

El movimiento del software libre (fundado por Stallman) es mucho más exigente y crítico con el software propietario ya que lo considera una “falta de libertad”. Según Stallman, conocer el código fuente de un software (de eso se trata el software libre, no de su gratuidad) es un derecho que tenemos los usuario. A pesar de no estar enemistados, Stallman no concuerda con las ideas del Open Source y considera importantísimas las ideas de libertad incluídas en el movimiento de software libre.

Insisto que admiro y respeto profundamente la figura de Stallman y las bases del software libre además de compartir de forma general la filosofía en sí misma. Sin embargo, al leer el libro me encontré con que Stallman es una figura un tanto extremista desde mi punto de vista y, a mi forma de ver, me considero un pro-software libre pero no tanto un anti-software privativo. Esto lo pensé luego de leer uno de los argumentos más comunes de Stallman respecto al software libre. Cito de la traducción del libro:

Para los no-iniciados, Stallman se sumerge en una pronta analogía de calentamiento acerca del software libre. El asemeja un programa de software a una receta de cocina. Ambos proveen unas útiles instrucciones paso a paso de como completar una tarea deseada y pueden ser fácilmente modificadas si un usuario tiene deseos especiales o circustancias. “Usted no tiene que seguir la receta al pie de la letra,” Stallman anota. “Usted puede prescindir de algunos ingredientes. Agregar algunos hongos, pues a usted le gustan los hongos. Poner menos sal pues su médico le recomendó que le bajara a la
sal- o lo que sea.”

De manera más importante, Stallman dice, los programas y las recetas son ambas fáciles de compartir. Al dar una receta a un invitado a cenar, el cocinero pierde solo un poquito de tiempo y el costo del papel en el que la receta se escribe. Los programas de sofwtare requieren aún menos, usualmente unos cuantos clicks del mouse y un poquito de electricidad. En ambas instancias, sin embargo, la persona que da la información gana dos cosas: una amistad incrementada y la habilidad para pedir prestado interesantes recetas como intercambio.

Realmente la analogía es muy buena y la comparto… todos alguna vez hemos pasado/recibido una receta de cocina pero… me pregunto: ¿por eso yo dejo de tomar coca o voy a un restaurante y antes de pedir la comida exigo la receta de lo que como?

Quiero decir, considero al software libre como una opción moralmente interesante pero no como la única opción que nos salvará. Me parece genial “querer compartir” pero no creo que sea imposible que ambos modelos convivan. Que alguien no quiera revelar su receta no lo comparto (del todo) pero lo respeto y no me parece el fin del mundo ni de la libertad.

El mismo Stallman afirma “Imaginense lo que sería si las recetas vinieran empacadas en cajas negras,” y yo me lo imagino porque lo vivo constantemente comprando recetas en cajas negras y consumiendolas sin sentirlo un atentado a mi libertad.

Esto no quita que no sea más lindo tener una receta y poder usarla, modificarla y compartirla como uno quiera; de eso estoy totalmente de acuerdo y es por ello que lo mio es una critica en defensa del software libre y no en desmedro del mismo.

Pero sigo creyendo que la convivencia de los dos modelos es posible y hasta diría que mucho más rica que la pelea agerrida de unos contra otros. Personalmente sigo prefiriendo el software libre pero siempre como una opción. De hecho, así me siento más libre…

Anuncios

6 comentarios para Lecturas de vacaciones (sobre software libre)

  1. 

    You’ve got fantastic stuff on this web-site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s